LA FEDERACIÓN CASTELLANO Y LEONESA DE ATENCIÓN A LA DEPENDENCIA ENVÍA CARTELES INFORMATIVOS A LOS 250 CENTROS DE ATENCIÓN A LAS PERSONAS DE LA REGIÓN CON EL FIN DE QUE SE CONOZCAN LOS PROTOCOLOS DE ACTUACIÓN DEL MINISTERIO DE SANIDAD 

LA CAMPAÑA SE EXTIENDE A LAS REDES SOCIALES Y MEDIOS DE COMUNICACIÓN PARA LOGRAR LA MÁXIMA SEGURIDAD DEL SECTOR DE LA POBLACIÓN MÁS VULNERABLE AL COVI-19

EL PRESIDENTE ACALERTE, DIEGO JUEZ, ACOMPAÑADO POR MIEMBROS DE LA ORGANIZACIÓN SE REUNIÓ AYER CON EL GERENTE REGIONAL DE SERVICIOS SOCIALES, CARLOS RAÚL DE PABLOS PARA HACER SEGUIMIENTO DE LA SITUACIÓN  EN LA COMUNIDAD

La Federación de Atención a la Dependencia de Castilla y León, Acalerte, ha lanzado una campaña de difusión y comunicación destinada, sobre todo, a los familiares de los usuarios de las residencias de la región para prevenir los contagios de coronavirus.  “Pedimos a familiares de los internos que extremen la precaución, que se laven las manos, reduzcan las visitas. Ni queremos ser, ni somos alarmistas, pero sabemos la importancia que tiene extremar las precauciones para que las personas mayores de 65 años, sobre todo cuando tienen enfermedades crónicas, no contraigan la enfermedad, de la transparencia y la información constante, como con el resto de la actividad diaria de nuestros centros”, explica Diego Juez, presidente del colectivo.

Hasta donde se conoce, el SARS-CoV-2 afecta de forma más grave a mayores de 65 años con patología cardiovascular previa (sobre todo hipertensión e insuficiencia cardíaca) y en menor medida con enfermedad respiratoria crónica y diabetes. Por ello “la primera medida que tomamos fue remitir a los centros los protocolos de atención emitidos por el Ministerio de Sanidad, mantenernos en contacto con la consejería de Sanidad y la de Familia y ahora lanzamos esta campaña dirigida tanto a trabajadores como usuarios y familiares”, añade.

De hecho, Diego Juez, presidente de Acalerte, se reunía en la tarde de ayer junto a parte del equipo de Acalerte, con el gerente regional de Servicios Sociales para analizar la situación actual, “la de ayer fue la primera de una serie de reuniones para poder seguir analizando la progresión y tomar medidas adecuadas al cambio de circunstancias”.

ACALERTE. La organización regional a la que pertenecen 250 empresas del sector de los Servicios Sociales en Castilla y León. En la región hay 45.000 personas mayores en residencias (34.464 plazas) y centros de día. Por ello, Diego Juez asegura que “hemos tomados medidas rápidas, con unos protocolos muy claros en todos los centros».

El modelo de residencia implantado en Castilla y León es, además, muy abierto: «Somos pioneros en el sistema de atención a los mayores en las residencias. Nos fijamos en un nuevo modelo con centros muy abiertos, donde no hay horario de visitas, en estos momentos tenemos que tener más precauciones», finaliza Juez.

 

acalerte2

 

PORQUÉ SON SENSIBLES. Los residentes y usuarios de los centros sociosanitarios se encuentran en una situación de vulnerabilidad ante la infección por COVID-19 por varios motivos:

  • Habitualmente presentan patología de base o comorbilidades
  • Suelen presentan edad avanzada
  • Tienen contacto estrecho con otras personas (sus cuidadores) y otros convivientes
  • Suelen pasar mucho tiempo en entornos cerrados y con población igualmente vulnerable.